Un dovere morale Una lotta costante
Mondo Latino
Indice

Poblacion hondureña


Indígenas MiskitoLa población hondureña está muy mal repartida. La gran mayoría se concentra en la mitad oeste, dejando la este muy despoblada. Tegucigalpa y el curso bajo del río Ulúa, junto con La Ceiba son las zonas más pobladas.

La mayoría de la población hondureña es rural, más de un 51%, el 49% restante vive en ciudades no muy grandes.

A pesar de su pobreza Honduras no se caracteriza por ser un país de emigrantes, más bien, todo lo contrario, es un país de inmigrantes. A principios del siglo XX llegaron importantes contingentes de árabes, judíos y chinos, pero el grueso de la inmigración lo componen refugiados de las guerras de El Salvador, Nicaragua y Guatemala. En muchas ocasiones su territorio ha servido para organizar la guerra en aquellos países. No obstante, desde el fin de los conflictos en los países vecinos Honduras ha mostrado su carácter emigrante, y en la actualidad tiene un saldo migratorio negativo de un 2 . Las remesas de dinero que estos emigrantes hacen llegar a sus familias son una de las principales formas de entrada de divisas en el país, y una oportunidad de desarrollo para muchas familias concretas. También existe un proceso de emigración interna, desde el campo a la ciudad, que afecta cada día a un porcentaje mayor de la población.

La población hondureña es extraordinariamente joven. Más del 43% de la población tiene menos de 14 años, el 54% tiene entre 15 y 64 años y sólo un 3% tiene más de 65 años. Su tasa de crecimiento vegetativo es muy alta, casi un 3% anual y una fecundidad de más de 4 hijos por mujer, y esto a pesar de una mortalidad infantil muy alta, en trono al 32, aunque la mortalidad ordinaria está en torno al 5. La esperanza de vida al nacimiento está en torno 70 años. Con estos datos es indudable que no ha terminado la transición demográfica, y no parece que lo haga pronto.

Uno de los problemas más graves del país es la tasa de analfabetismo, que se sitúa sobre el 28% de la población.

La base de la gastronomía hondureña está conformada por aperitivos (como la Baleada, con fríjoles como ingrediente más destacado), las tortillas (de maíz, catrachitas, monturas, tamales y enchiladas), sopas (como la de caracol), ensaladas, carnes, arroces y extraordinarios postres. Entre estos últimos conviene destacar los coyoles y los duraznos en miel, los mangos borrachos y las tortas de arroz.

Fuente: geografia.laguia2000.com/geografia-de-la-poblacion/honduras-poblacion